La Vía Verde Val de Zafán inaugura un nuevo tramo entre La Puebla y Samper

shadow
El kilómetro 0 Val de Zafán.

El kilómetro 0 el día de su inauguración.

El pasado 3 de octubre fue inaugurado un nuevo tramo de la Vía Verde Val de Zafán entre las localidades turolenses de La Puebla de Híjar (km 0 de la ruta) y Samper de Calanda. Son 18 kilómetros que se suman a los 82 ya señalizados entre la estación de Valdealgorfa y Tortosa, final del itinerario.

Tras esta actuación, sólo resta el tramo entre Samper de Calanda y Alcañiz (30 km) para que la Vía Verde Val de Zafán hasta Tortosa esté completamente señalizada, si bien ya es transitable y por ella se calcula que circulan cada año (entre ciclistas y senderistas) alrededor de 50.000 personas.

Para la adecuación y señalización del nuevo tramo se han invertido  174.000 €, aportados por la Asociación para el Desarrollo Integral del Bajo Martín y Andorra-Sierra de Arcos (Adibama), los ayuntamientos de La Puebla de Híjar y Samper de Calanda y la Comarca del Bajo Martín con cargo al FITE (Fondo de Inversiones de Teruel).

Mapa-detalle-y-rutometro-VAL-DE-ZAFAN_WEB-Prames-30-9-15

Tramo inicial de la Vía Verde entre La Puebla de Híjar y Samper de Calanda.

Mapa-general-VAL-DE-ZAFAN_WEB-Prames-30-9-15

Trazado de la Vía Verde Val de Zafán.

Una salida al Mediterráneo truncada

La línea de ferrocarril Val de Zafán unía las poblaciones de La Puebla de Híjar con Tortosa, atravesando las comarcas del Bajo Aragón histórico y las catalanas de la Terra Alta y el Baix Ebre. El primer tramo, de 32 km, entre La Puebla de Híjar y Alcañiz, se inauguró en 1895.

En origen, el objetivo de este ferrocarril era buscar una salida al mar para los productos agrícolas aragoneses y el carbón de las cuencas mineras turolenses, por lo que el proyecto inicial pretendía finalizar en el puerto de los Alfacs, en San Carles de la Rápita, sin embargo el ferrocarril nunca llegó a ver el Mediterráneo.

El tren de la Val de Zafán, conocido según la zona como la Toricael Tortosino o el Sarmentero, tuvo una vida efímera, apenas 30 años de funcionamiento. Las obras se iniciaron en 1882, siendo inauguradas por Alfonso XII el 18 de octubre de aquel año, justo un día después de hacer lo mismo en otra línea aragonesa, la del Canfranc.

La prolongación de la línea Val de Zafán hasta Tortosa no se logró hasta 1942, después de atravesar diversas vicisitudes y varias fases constructivas. Durante la Guerra Civil esta línea ferroviaria jugó un importante papel logístico durante la Batalla del Ebro. En 1973 el Estado, aprovechando el derrumbe de un túnel en Bot un par de años antes, decidió clausurar la línea por la escasa rentabilidad económica que ocasionaba su explotación, siempre deficitaria.

Estación de La Puebla de Híjar.

Estación de La Puebla de Híjar.

Monumento en la Val de Zafán

El apelativo La Torica procede del nombre que recibía en la zona la vieja locomotora de carbón que recorría la línea de ferrocarril Val de Zafán. Este acueducto en la acequia de Gaén se edificó a raíz de la construcción de la línea férrea, en los últimos años del siglo XIX, con el objetivo de salvar la profunda trinchera en la que se encaja la vía de tren para poder atravesar mediante un túnel un cerro

Val de Zafán o Valdezafán es el nombre del paraje o partida de terreno del municipio de La Puebla de Híjar donde comenzaba la línea de ferrocarril. Una val es el nombre común en aragonés que se da a los valles de fondo plano colmatados de sedimentos en la Depresión del Ebro. Zafán es un topónimo, probablemente de origen árabe.

puente-Val-de-Zafan

Puente Negro o de San Carlos.

Folleto del nuevo tramo de la Vía Verde:

[pdf.width=”75%”]http://aragondocumenta.com/wp-content/uploads/2015/10/FOLLETO-VAL-DE-ZAFAN-PRAMES-25-9-15.pdf[/pdf]

Infografías y fotos: Prames; cabecera: acueducto de La Torica y túnel del Montecico.

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *