GR 268 Camino de San Úrbez, tras los pasos del santo

Buerba, GR 268 Camino de San Úrbez

Desde 2020 podemos disfrutar en Huesca de una nueva ruta senderista, el GR 268 Camino de San Úrbez, catalogado y señalizado como Sendero Turístico de Aragón. Partiendo de San Úrbez de Añisclo, recorre los principales lugares urbecianos, (valle de Vio, pueblos de La Solana, ermita de Albella, pueblos de la Guarguera, San Úrbez de Nocito, San Martín de la Valdonsera…), hasta llegar a la ciudad de Huesca, recuperando antiguas rutas que seguían los romeros en peregrinaciones en honor del santo o buscando su favor.

El itinerario enlaza la ciudad de Huesca con la ermita de San Úrbez, ubicada en la entrada al cañón de Añisclo, en uno de los espacios más emblemáticos del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. El GR 268 es un sendero de 93 km que discurre por atractivos y variados paisajes, magníficos bosques, gargantas, cortados y elevaciones, pueblos detenidos en el tiempo con una arquitectura civil y religiosa de gran valor. El nuevo sendero turístico atraviesa las comarcas del Sobrarbe, el Alto Gállego y la Hoya de Huesca.

Gr 262 Camino de San Úrbez
Ermita rupestre de San Úrbez

El venerado San Úrbez

Grabado de san Úrbez
Imagen del santo impresa en un documento de agradecimiento por donaciones, primera mitad del siglo XVIII. Fondo Arialla

San Úrbez o san Urbicio es muy venerado por los pueblos y gentes de todo el Alto Aragón. La tradición reza que nació en Burdeos en los inicios del siglo VIII, de madre cristiana y padre gentil, llevando una azarosa vida que le condujo a tierras oscenses donde fue considerado un hombre santo. Tras permanecer años preso de los musulmanes en tierras gallegas, recuperó su libertad y, siendo gran devoto de los niños mártires Justo y Pastor, trasladó sus reliquias para preservarlas desde la actual Alcalá de Henares, llevándolas consigo hasta su muerte y haciéndose enterrar con ellas. Siglos después, por una serie de avatares, acabaron en su mayoría en San Pedro el Viejo de Huesca, y el resto repartidas entre la catedral de Narbona (Francia), la de Alcalá de Henares y San Lorenzo de El Escorial.

Santuario en Nocito

San Úrbez recaló en tierras altoaragonesas, trabajó como pastor, fue ordenado sacerdote en San Martín de la Valdonsera y adoptó una vida de pobreza y soledad, hombre de fe y ermitaño que fue ganando fama de santidad. Sercué, Vio, Albella, Cerésola, la sierra de Guara o Nocito, donde falleció a avanzada edad en ermita por él fundada, dedicada a Santa María y reedificada en 1884. Son lugares por los que transcurrió su vida y en los que, tras su fallecimiento, se despertó una gran veneración. Su cuerpo incorrupto fue trasladado en el siglo XVIII al santuario de San Úrbez de Nocito, profanado durante la Guerra Civil y en el que se conservan hoy sus escasos restos.

GR 268 Camino de San Úrbez
Puente sobre el río Bellós antes de llegar a la ermita de San Úrbez de Vió

La ermita rupestre de San Úrbez, en el cañón de Añisclo, uno de los lugares vinculados al periplo vital del santo que han concentrado una mayor devoción a lo largo de la historia, es el punto de partida o destino del Sendero Turístico de Aragón GR 268 Camino de San Úrbez, que continúa hasta Huesca. En este bello, salvaje y angosto lugar se han venido celebrado romerías en su honor los días 1 de mayo, martes de Pentecostés, 14 de septiembre y 15 de diciembre, día del santo.

Extendida devoción

Según la tradición, a las romerías debían acudir representantes de cada casa de los pueblos de Nerín, Sercué, Vió, Buerba y Gallisué (que formaban el quiñón de Buerba), a los que se sumaban también gentes de pueblos del valle y de Puértolas, sobre todo el Primero de Mayo. Se celebraba una misa, se cantaban los gozos del santo y luego se repartía caridad de torta y vino, tradición que se conserva hasta hoy.

Río Bellós, cañón de Añisclo
Fanlo. Vista del cañón de Añisclo y del río Bellós desde la ermita de San Úrbez

Hasta mediados del pasado siglo, en tiempos de gran sequía los romeros de Albella, donde hay otra ermita bajo su advocación, peregrinaban descalzos a Nocito y al santuario rupestre de Añisclo en rogativa de lluvias a san Úrbez.

Paisaje con historia

Ya en el presente siglo, Óscar Ballarín y Arturo González dan forma a esa travesía de espiritualidad e impulsan un grupo de «romeros de San Úrbez» que realiza un itinerario de varias jornadas por caminos de La Solana, la ribera del Ara, la Guarguera, la sierra de Guara o San Martín de la Val d’Onsera, donde san Úrbez fue ordenado sacerdote. En 2013, Ballarín y González publican los libros El camino de San Úrbez y A pies descalzos. Los romeros de Albella y su camino en honor a San Úrbez, y abren el blog www.apiesdescalzos.es, antecedentes del sendero turístico ahora señalizado con el patrocinio de la Diputación Provincial de Huesca.  

GR 268 Camino de San Ürbez, los Sestrales
Fanlo. Vista de los Sestrales desde el entorno de San Úrbez

Parques de Ordesa y Guara

El GR 268 Camino de San Úrbez rememora todas esa historia de devoción y establece un eje de comunicación entre los valles del Pirineo, el Prepirineo y la Hoya de Huesca, atravesando hermosos y muy variados paisajes, conectando valiosos espacios naturales como el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido y el Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara, conduciéndonos entre pueblos y despoblados de la Huesca más desconocida.

Casa Buesa, en Yeba
Casa Santolaria (izquierda) y casa Buesa (derecha), en Yeba. Foto: Archivo Prames

El sendero discurre en su mayor parte por caminos tradicionales, antiguas vías de comunicación entre valles, pueblos y aldeas, aunque inevitablemente transita también por tramos de pistas forestales y vías asfaltadas que han sido trazadas sobre antiguos caminos. El GR 268 Camino de San Úrbez nos conduce por pueblos que conservan estructura y rasgos de su origen medieval, una hermosa arquitectura civil y religiosa, numerosas ermitas, iglesias, puentes, fuentes, peirones, casas señoriales, caminos murados y empedrados, campos aterrazados y ancestrales tradiciones. El sendero turístico comparte recorrido y enlaza con diferentes senderos y rutas señalizadas como el Camino Natural de la Hoya de Huesca, entre Nocito y Cuello Estrimera; el GR 1 entre el santuario de San Úrbez y Nocito; el GR 15.1 entre San Úrbez y Buerba; cinco senderos PR-HU y varias rutas señalizadas de BTT.

Santuario rupestre de San Martín de la Val de Onsera en San Julián de Banzo, Loporzano. Foto: José Luis Acín

El sendero puede realizarse en varias etapas: San Úrbez de Añisclo-Buerba-Albella (24 km); Albella-Laguarta (12,9 km); Laguarta-Nocito (20 km); Nocito-Chibluco (24,8 km); Chibluco- Huesca (11,3 km). En las etapas de Vio y Albella hay también señalizados dos itinerarios secundarios o variantes. Es esta ocasión recorreremos los primeros 23 kilómetros desde Añisclo.

Etapa 1: de San Úrbez a Albella

Iniciado en Añisclo, este primer tramo del GR 268 Camino de San Úrbez -divido en dos etapas en la segmentación oficial del sendero-, nos lleva desde el santuario rupestre hasta Buerba (3,8 km) y luego hasta Albella, completando un recorrido de cerca de 24 km.

Tramo San Úrbez-Buerba. Fuente: Senderos Turísticos de Aragón
MIDE del tramo San Úrbez-Buerba. Fuente: Senderos Turísticos de Aragón

Partimos del santuario o ermita de Sestral, emplazada en la margen izquierda del cañón horadado por las aguas del río Bellós a los pies de los picos Sestrales (Sestral Alto y Sestral Bajo). Tras cruzar por el puente de piedra a la margen derecha, el itinerario se dirige a la cercana localidad de Vio por el camino Bardina, nada más cruzar la carretera.

Buerba, GR 268 Camino de San Úrbez
Iglesia de San Miguel de Buerba. Foto: Archivo Prames

Ascendemos por un frondoso bosque, y ya junto a la fuente Cuello, alcanzamos el collado del mismo nombre, que nos ofrece unas excelentes panorámicas del valle. Llegamos a Vio para continuar por camino entre antiguos muros hacia la zona de huertos y un cruce de barrancos, finalizando en pocos minutos en la carretera de Buerba, a escasos 100 metros de la localidad.

Yeba, GR 268 Camino de San Úrbez
Yeba (Fanlo). Vista panorámica de la localidad y de su iglesia desde el camino que lleva a Buerba

Variante de Vio

Desde Vio parte una variante que permite a los senderistas más experimentados continuar esta primera etapa directamente hasta Albella por el camino romero. Esta variante de la primera etapa del GR 268 parte desde el barrio L’Urme de Vio por el antiguo camino romero, algo deteriorado, cruzando tres pequeños barrancos antes de alcanzar la carretera. Transitando junto a ella se alcanzan las marcas del GR 15.1, que viene desde Buerba, pero nuestra ruta urbeciana se dirige a la derecha por el camino romero de sierra Nabarra hacia una zona de antiguas fajetas colonizadas por erizones. Tras pasar junto a la enorme carrasca de Palacio Comagracieta, se cruza una trocha y se alcanza el camino principal que viene de Buerba, poco antes de alcanzar la zona de pardina Nabarra. De aquí continúa hacia Albella, completando una exigente etapa de más de 23 km.

GR 268 Camino de San Úrbez, variante de Vio
Variante de Vio antes de su desbroce y acondicionamiento como sendero, con los Sestrales al fondo. Foto: Archivo Prames

De Buerba a Albella

La ruta principal nos llevará a cubrir una distancia similar. Desde la plaza de Buerba, parte hacia Albella por camino bien conservado que se dirige a la fuente O Puyal. Altos muros de piedra seca acompañan el recorrido hasta la Pardina Navarra. Tras cruzar el barranco, el sendero se interna en un denso carrascal, en el que destacan tres enormes ejemplares (carrascas del barranco Mortero).

Tramo Buerba-Albella. Fuente: Senderos Turísticos de Aragón
MIDE del tramo Buerba-Albella. Fuente: Senderos Turísticos de Aragón
GR 268, camino viejo de Buerba
Camino viejo de Buerba a la pardina Nabarra. Foto: Archivo Prames

Tramos arbolados y antiguos pastizales se alternan en el descenso hasta el río Yesa, ya próximos a Yeba. Desde la carretera, y sobre la iglesia un terrero indica la dirección al antiguo camino que desde la ermita de Santa Ana, hoy en ruinas, se dirigía a Campol. Un tramo de pista parte de una cerrada curva de la carretera y toma camino del refugio y collado de Yaba.

Etapa 1 del GR 268 entre Buerba y Albella
Paisaje sin huellas humanas en el tramo de Buerba a Albella. Foto: Archivo Prames

Un hermoso sendero atraviesa el angosto paraje conocido como As Gargantas, que aquí forman las estribaciones de la sierra de Nabaín. Llegados a Campol, el sendero atraviesa las ruinas de la localidad y busca el camino que se dirige a Villamana, roto en algunos tramos por repoblaciones forestales. Un breve tramo de senda conduce hacia el puente carretero por el que cruzaremos el barranco las Guargas. Tras él, el puente colgante de Lacort conduce, ya por pista, a la blanca ermita de San Úrbez y a la localidad de Albella, final de la etapa iniciada en el santuario de Añisclo.

  • Puedes ampliar información sobre estas dos primeras etapas del GR 268 Camino de San Úrbez en este enlace.
GR 268, puente colgante sobre el Ara
Puente colgante de Lacort sobre el río Ara. Foto: Archivo Prames

Enlace de interés:

Texto: Santiago Gracián Portolés – Aragón Documenta. Imagen de cabecera: vista de Buerba desde el GR 268 Camino de San Úrbez

3 comentarios en «GR 268 Camino de San Úrbez, tras los pasos del santo»

  1. Excelente artículo. Muchas gracias por las menciones y por la precisión del texto en todos los aspectos. Igualmente por mencionar la fuente de la imagen de San Úrbez. La foto en la que salen dos casas de Yeba, la de la izquierda es casa Santolaria, la de la derecha como un poco en segundo plano es casa Buesa. Arturo González, coautor de «…a pies descalzos» y » El Camino de San Úrbez». Un saludo.

    1. Muchas gracias, Arturo, por tus comentarios y por la información que añades para precisar más ese pie de foto, que ya hemos actualizado. ¡Salud!

  2. M parece muy interesante recuperar rutas y d alguna manera dar vida a los pueblos.Pero m gustaria tmb recabar informacion si hay posibilidad de albergues para pernoctar.Muchas gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *