Ruta por los murales cerámicos de Zaragoza (I)

Ruta por los murales cerámicos de Zaragoza. Galdeano

Las calles, fachadas y patios de Zaragoza exhiben numerosos murales cerámicos que, muchas veces, pasan desapercibidos a nuestra mirada. Son creaciones que nos descubren una nueva imagen de la ciudad, la de la «Zaragoza Moderna» diseñada durante las décadas de los 60, 70 y 80 del pasado siglo siguiendo las tendencias del momento en los terrenos del diseño y la arquitectura. Es en este momento, cuando se introduce la cerámica de vanguardia para aplicaciones murales en los proyectos arquitectónicos dando como resultado un profundo desarrollo del muralismo cerámico que ha dejado en la ciudad verdaderas joyas artísticas. Sergio Sevilla Tabernero y Ana Durán Boldova nos revelan esa modernidad de Zaragoza a través de sus murales cerámicos, de los entornos arquitectónicos y decorativos a ellos asociados, en una primera ruta por el centro de la ciudad, que completaremos en otoño en La magia de viajar por Aragón con un segundo recorrido.

Murales cerámicos de Zaragoza: CuníE Meliá Avda. César Augusto, 13
Murales cerámicos de Cuní (1968) en la fachada del actual hotel INNSIDE Meliá (antiguo Corona de Aragón), en avda. César Augusto, 13

Durante los últimos meses, se ha producido un cambio en los hábitos de los ciudadanos y en las formas en las que nos relacionamos con los entornos urbanos y, sobre todo, en la forma sobre cómo percibimos las ciudades. Durante todo este tiempo desde la declaración del estado de alarma y debido a las diferentes restricciones de movilidad derivadas de la situación de emergencia sanitaria, nos hemos visto obligados a pasar mucho más tiempo en la ciudad y a disfrutarla de un modo diferente al que estábamos acostumbrados.

Es ahora cuando disponemos de más tiempo para pasear y observar la ciudad desde otra perspectiva y de una forma más pausada, más calmada y distinta. Y es entonces cuando descubrimos una nueva imagen de Zaragoza, muy diferente a la habitual de la Zaragoza romana, la renacentista, la monumental o la de vanguardia que nos dejó la Expo Internacional de 2008 y que tenemos sedimentadas en nuestro imaginario colectivo. Es la Zaragoza moderna, la que surge a partir de principios de los años 60, que introduce en la ciudad las tendencias más actuales de la arquitectura y, en consecuencia, estimula la recuperación de la cerámica artística y decorativa para integrarla en los diseños arquitectónicos para aplicaciones murales.

Muralescerámicos de Zargoza
Fuente escultura de E. A. Cuní en el pasaje del Edificio Portolés

La integración de la cerámica en la arquitectura no fue algo nuevo, ha sido una práctica tradicional a lo largo de la historia (pensemos en el arte mudéjar, por ejemplo, o en los azulejos de la arquitectura popular) pero es en esta época cuando los arquitectos introducen en sus diseños la cerámica de vanguardia para aplicaciones murales de grandes dimensiones, realizada por artistas ceramistas innovadores, y fomenta el desarrollo de lo que conocemos hoy como muralismo cerámico.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Mural cerámico de Cuní (1977) en la fachada del edificio Ibercaja

Son arquitectos como Teodoro de los Ríos o José de Yarza quienes, frente al muralismo pictórico imperante, hacen una apuesta clara y decidida por la cerámica como elemento artístico y decorativo que les permite una mayor experimentación superficial, un innovador juego de volúmenes y, por otro lado, ofrece una mayor resistencia y duración prolongada en el tiempo, además de necesitar un mantenimiento menos exigente. Los avances técnicos de estos años permiten realizar cerámicas de gran tamaño, cocciones a altas temperaturas, vidriados y esmaltados nuevos y, además, permite a los creadores experimentar con las superficies de un modo casi escultórico.

Relieve, textura y color

Estas características, unidas a la elegancia y singularidad de las piezas y la distinción que ofrecían a sus propietarios, hacen que la cerámica mural se convierta en tendencia y proliferen durante los siguientes años numerosos artistas y talleres ceramistas que dejaron en la ciudad verdaderas maravillas del patrimonio artístico. La mayor parte de los murales que se realizan en estos años están vinculados a proyectos de arquitectura institucional, hoteles y edificios de uso residencial, pero, a medida que se populariza su uso, también se desarrollan murales para entornos comerciales y de ocio, sobre todo en la década de los años 70. Veamos algunos ejemplos de los que se conservan en Zaragoza a través de una ruta por las calles más céntricas de su entramado urbano.

Murales cerámicos de Zaragoza: Alfredo Díaz y Jesús Barranco
Detalle del gran mural en el edificio Sanclemente, obra de Alfredo Díaz y Jesús Barranco

Las primeras experiencias muralistas con cerámica de esta época fueron realizadas durante los años sesenta por el artista catalán Eduardo Alfonso Cuní, nacido en 1927 en Mollet del Vallés (Barcelona). Ya con anterioridad, se habían dado ejemplos de un uso vanguardista en la cerámica, como las prácticas que Santiago Lagunas había realizado en los años cuarenta con sus pinturas esquemáticas sobre baldosas y azulejos, pero es ahora cuando se experimenta una mayor innovación tanto técnica como creativa. En 1962 Cuní llega a Zaragoza debido a un encargo profesional y es cuando entra en contacto con los arquitectos Teodoro de los Ríos Usón y José de Yarza García, con quienes colaborará con cierta regularidad y, gracias a esto, realizará algunos de los mejores y más innovadores ejemplos de muralismo cerámico de la ciudad.

Murales cerámicos de Zaragoza
Mural de Cuní en edificio de viviendas de la plaza de Aragón , nº 7

Centro ciudad: Cuní, Bono, Galdeano, Aldi y Barranco

Esta primera ruta del muralismo cerámico nos conduce por el centro de la que hemos llamado «Zaragoza Moderna», un recorrido para descubrir o redescubrir la ciudad, creándonos una nueva imagen de ella y, sobre todo, apreciándola, porque cuando aprendes a valorar lo que tienes en tu ciudad, te gusta más el lugar donde vives.

(1) Hotel Corona de Aragón, actual Innside Meliá / Eduardo Alfonso Cuní

Avda. de César Augusto, 13 / Al atardecer

El Corona de Aragón fue proyectado por Yarza y De los Ríos en 1968 para renovar y modernizar la oferta hotelera de la ciudad. En su diseño, introducen una decoración cerámica que es encargada a Cuní. El artista crea 99 murales cerámicos de 200 x 200 cm que, todavía hoy, se encuentran instalados en las dos fachadas del hotel, la de la Avenida César Augusto (81 murales) y la fachada de la calle Ramón y Cajal (18 murales). Están dispuestos siguiendo un patrón reticular y suponen un complejo entorno cerámico de gran riqueza artística donde Cuní juega con los relieves superficiales, las composiciones y el cromatismo. Al atardecer es el mejor momento del día para disfrutar de su belleza formal.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Murales de Cuní en el hotel INNSIDE Meliá (antiguo Corona de Aragón)

Los murales fueron restaurados por el ceramista Javier Fanlo tras los daños ocasionados en el terrible atentado del Hotel Corona de Aragón en 1979.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Detalle de los murales en la fachada del hotel INNSIDE Meliá

(2) Edificio Imperial / Julio Bono

Avda. de César Augusto, 18 / Horario de conserjería (solicitar permiso)

Seguimos la ruta y, casi en frente del actual Innside Meliá, encontramos el Edificio Imperial, un edificio de viviendas construido en el año 1969 en el que, en su interior, está el único mural cerámico documentado del artista Julio Bono en Zaragoza. Julio Bono (Sagunto, 1934) realiza un espectacular mural geométrico en el que juega con los círculos y los trazos gestuales. El mural se encuentra en la pared derecha del vestíbulo interior pero se puede ver desde la calle sin problema. Además, entre semana, se puede ver en el horario de conserjería de la finca (solicitando permiso).

Murales cerámicos de Zaragoza
Obra de Julio Bono en el Edificio Imperial (avda. de César Augusto, 18)

(3) Edificio Portolés, fuente-escultura / E. A. Cuní

Calle Val-Carreres Ortíz, 1-3-5 / Exterior, cualquier hora

Seguimos por la calle Val-Carreres Ortiz para visitar una obra singular de Cuní. Una escultura funcional a modo de fuente creada en 1974 para el espacio exterior que queda en la parte trasera del edificio Portolés (edificio de marcado estilo vanguardista). Está concebida a modo de bloque monolítico que recuerda a los menhires prehistóricos y a formas orgánicas de la naturaleza. Cuní trabaja la superficie de la pieza realizando una profunda incisión a modo de signo esquemático que le ofrece a la pieza gran protagonismo.

Murales cerámicos de Zargoza: Cuní
Fuente escultura de E. A. Cuní, Edificio Portolés

(4) Edificio Asís / Andrés Galdeano

Calles Albareda, Bilbao y Casa Jiménez / Fachadas, cualquier hora

Muy cerca de la fuente de Cuní, nos encontramos con otro singular entorno cerámico compuesto por 72 murales, aplicado a las tres fachadas del edificio Asís (entre las calles Albareda, Bilbao y Casa Jiménez). Los murales que decoran este bloque de viviendas fueron realizados en 1972 por el artista Andrés Sánchez Sanz de Galdeano (Arcos de la Frontera, 1939 – Zaragoza, 2004). Galdeano fue un artista autodidacta que en 1959 se instaló en Zaragoza donde, tras unos años iniciales de dedicación a la pintura, se dedicó en gran parte a la cerámica y al muralismo cerámico. A él también le debemos gran parte del extenso catálogo de obras murales que hoy podemos contemplar.

Murales cerámicos de Zargoza: Andrés Galdeano
Edificio Asís, en calles Albareda, Bilbao y Casa Jiménez

Galdeano concibe este conjunto mural como lienzos sobre los que trabajar dentro de un expresionismo abstracto con gran dosis gestual y expresiva, de fuertes pinceladas, salpicaduras y manchas de colores vibrantes.

Murales cerámicos de Zargoza: Andrés Galdeano
Murales de Galdeano en el Edificio Asís

(5) Paseo de Pamplona / Andrés Galdeano

Viviendas de los nº 4-6 y 12-14 / Horario de conserjería

En esta principal vía de la ciudad nos encontramos un gran bloque de viviendas en los que hay varios murales de Galdeano. En el número 4-6, podemos descubrir una obra mural fechada en 1971 que se caracteriza por su composición geométrica y su vibrante cromatismo (azul sobre naranja). El mural se encuentra tras la puerta de entrada y se puede visitar con normalidad en horario de atención de conserjería.

Ruta por los murales cerámicos de Zaragoza. Galdeano
Mural de Galdeano en el paseo de Pamplona

Justo al lado, en el número 12-14 de este paseo, podemos ver otro conjunto artístico de Galdeano pero muy diferente al anterior. Se trata de dos impresionantes murales, fechados en 1979, ubicados en la escalera de acceso a la finca. Dos composiciones gestuales de aspecto más dramático por el juego de formas y colores. En el interior, hay otro mural tras el mostrador de recepción que también puede visitarse en horario de conserjería.

Ruta por los murales cerámicos de Zaragoza. Galdeano
Otro de los murales de Galdeano en el paseo de Pamplona

(6) Edificio Ibercaja / E. A. Cuní

Paraíso, p.º de la Constitución y San Ignacio de Loyola / Fachadas, cualquier hora

En este centro neurálgico podemos visitar el imponente edificio de Ibercaja proyectado por Teodoro de los Ríos en 1977 para la nueva sede central de la entidad financiera. Un diseño arquitectónico dentro de las líneas de la arquitectura internacional que juega con los volúmenes y las superficies acristaladas y que alberga en la fachada del cuerpo inferior unos murales cerámicos realizados por Cuní.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Fachada del edificio Ibercaja

Se trata de un conjunto formado por tres frisos horizontales y longitudinales que recorren el cuerpo a lo largo de todas sus fachadas. Aquí Cuní investiga tanto con el aspecto formal como con la técnica cerámica, consiguiendo unos fabulosos vidriados que modifican su color según la incidencia de la luz. Destacan los motivos representados que sugieren formas pétreas, incluso arqueológicas sobre un predominante fondo grisáceo.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Murales de Cuníe en edificio de Ibercaja

(7) Plaza de Aragón / E. A. Cuní

Edificio de viviendas en el nº 5 / Horario de oficina

En esta ubicación, encontramos un maravilloso mural de grandes dimensiones que realizó Cuní en 1971. Está ubicado en el exterior de la señorial finca, en la puerta de acceso (de estética de la época que es también muy interesante) y se adentra hacia el interior del vestíbulo de acceso desarrollando una maravillosa composición de formas geométricas de vivos colores. Para ver el mural de la parte interior, se puede acceder en horario de oficina.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Mural de Cuní en el edificio de viviendas de la plaza de Aragón

(8) León XIII / E. A. Cuní

Edificio de viviendas en el nº 5 / Horario de conserje

Desde plaza de Aragón podemos acercarnos a descubrir este singular mural que realizó el artista en 1970 para este edificio de entrada señorial. Es un mural de carácter muy pictórico que ocupa toda la fachada de la entrada y se introduce hacia el interior (se puede visitar en horario de conserje) inundando toda la zona de la escalera de acceso a las viviendas. Es un impresionante mural de aspecto ocre, con grandes manchas de color oscuro que simulan grandes pinceladas, realizado dentro de un carácter informalista. Merece la pena llegar hasta aquí para verlo.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Mural de Cuní en el edificio de viviendas de la calle León XIII

(9) Felipe Sanclemente / Alfredo Díaz y Jesús Barranco

Isaac Peral 1-1 duplicado y San Miguel 11 / Exterior, cualquier hora

En la planta sótano, en el acceso a la zona del pasaje, está ubicado un mural de grandes dimensiones realizados por los ceramistas Alfredo Díaz (Aldi) y Jesús Barranco en la empresa Muresa, que realizó multitud de murales en esos años. Fechado en 1975, tiene un aspecto figurativo, representando una rosa en el espacio central del mural de la que salen unas líneas horizontales. Es muy interesante tanto por el relieve del mural como por el juego de modelado que hicieron sobre la superficie. El mural preside la zona de descenso al pasaje que se completa con otros elementos de la época también muy interesantes, como el acuario y la simetría de la escalera que le da un aire muy singular a este espacio.

Murales cerámicos de Zargoza: Afredo Díaz y Jesús Barranco
Obra de Alfredo Díaz y Jesús Barranco en la calle Sanclemente, nº 6-8-10

(10) Isaac Peral con San Miguel / E. A. Cuní

Isaac Peral 1-1 duplicado y San Miguel 11 / Exterior, cualquier hora

En el edificio de viviendas situado en la esquina donde confluyen las céntricas calles San Miguel e Isaac Peral, se concentran tres murales espectaculares creando un entorno artístico. Realizados en 1966, son de los ejemplos más tempranos de Cuní en la ciudad. Aunque en la actualidad las entradas están modificadas respecto a su aspecto original (se instalaron unas nuevas puertas de acceso que dividen los murales entre el exterior y el interior), podemos verlos sin dificultad desde el exterior.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Mural de Cuní en Isaac Peral 1-1 duplicado y San Miguel 11

Son obras de carácter escultórico en las que el artista investiga tanto con la forma como con las técnicas de cocción y vidriado. Tienen un aspecto pétreo, geológico, en ocasiones incluso volcánico muy táctiles y de gran relieve superficial, creando planos muy texturizados. Invitan al espectador a tocarlos y sentir la fuerza (casi telúrica) del material con el que están realizados. Estas obras suponen el exponente de la renovación de la cerámica de vanguardia que impulsó Cuní.

Murales cerámicos de Zaragoza: Cuní
Obra de Cuní en Isaac Peral 1-1 duplicado y San Miguel 11

PROYECTO «ZARAGOZA MODERNA»

Zaragoza Moderna es un recorrido visual por la modernidad de Zaragoza a través de sus murales cerámicos y de los entornos arquitectónicos y decorativos asociados a ellos. Creado por Sergio Sevilla y Ana Durán, el proyecto nace con el objetivo de investigar, documentar y poner en valor el muralismo cerámico desarrollado, principalmente, en las décadas de los años 60, 70 y 80 y de los artistas y talleres que los crearon. Un patrimonio artístico todavía por descubrir y, sobre todo, por proteger y conservar.

@zaragozamoderna

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *